La web original de MadTeam, online desde 1997
Entrar | Registrate
Madteam > Rutas y Reseñas » Barrancos » Prepirineo » Senderos colgados del Vero y barranco de la Portiacha
 
 
 
 
 
 
Añadir reseña | Subir track

Senderos colgados del Vero y barranco de la Portiacha

Barrancos  

Zona: Prepirineo · Sierra de Guara   Autor: Txem



Enviar a tus amigos      Versión para impresión

Introducción El río Vero es uno de los más importantes de los que atraviesa la sierra de Guara. Entre Lecina y Alquézar forma un impresionante desfiladero de ocho kilómetros de longitud. Esta excursión permite conocer la cabecera del cañón del Vero en dos fases: la primera descendiendo al cauce del río por un recorrido inverosímil que atraviesa las paredes del cañón siguiendo un antiguo trayecto empleado por los habitantes de Lecina para atender los huertos que tenían junto al río cuando las crecidas les impedían acceder a ellos por el camino normal junto al cauce; la segunda parte consiste en descender la Portiacha que pasa por ser uno de los barrancos secos más estéticos de la sierra. Además visitamos el precioso pueblo de Lecina con su iglesia y encina milenaria, carboneras y multitud de pinturas rupestres que nos recuerdan que el despoblamiento y abandono actual de la sierra de Guara, no ha sido siempre así.

Fotos
Pinturas rupestres de Barfaluy)
Pinturas rupestres de Barfaluy
Paso de la sirga)
Paso de la sirga
Agujero en la roca por el que pasa la ruta)
Agujero en la roca por el que pasa la ruta
El segundo de los espolones de roca)
El segundo de los espolones de roca
Tercer rápel de La Portiacha)
Tercer rápel de La Portiacha

Descripción 0.00 Lecina. Comenzamos a caminar desde la plaza del pueblo, siguiendo las señales que nos indican el camino hacia los Covachos de Barfaluy. El sendero desciende del pueblo entre huertas y pasa junto a un antiguo aljibe. 

0.10 Básender. Llegamos al cauce seco del barranco del Básender, tal y como lo indica un cartel de madera. No hacemos caso del cartel, atravesamos el cauce y continuamos por un claro sendero ascendente.

0.20 Carbonera. Pasamos junto a una antigua carbonera en la que hay un cartel explicativo de las actividades humanas que se vienen practicando en la sierra desde antiguo.

0.22 Hito. A la izquierda del camino, un gran hito en una explanada pedregosa nos indica el lugar que deberemos tomar más adelante para descender al Vero. Nosotros no abandonamos todavía el sendero ya que queremos visitar las cuevas.

0.30 Covachos de Barfaluy. Llegamos a un espléndido mirador que domina la confluencia entre el cañón del río Vero y el barranco de La Choca. Descendemos unos metros ayudados por unas escaleras metálicas, hasta las cuevas cerradas por unas verjas, que protegen las pinturas rupestres que decoran las paredes del interior. En ellas podemos distinguir figuras humanas, animales y símbolos abstractos que seguramente tenían un significado mágico o religioso que hoy en día se nos escapa. Junto a las cuevas podemos contemplar unas antiguas colmenas hechas de mimbre y barro. Regresamos por el mismo camino hasta el gran hito anteriormente mencionado.

0.45 Hito. Desde el gran hito, comenzamos a caminar por un terreno pedregoso que muy pronto se transforma en matorral. Tenemos que estar muy atentos ya que a menudo el camino se pierde entre la espesura de la vegetación. Avanzamos en dirección sur encontrándonos a veces con pequeños destrepes sobre rocas calizas.

0.55 Cuevas con pinturas. Aparece un hito que señala un camino que desciende a nuestra izquierda. Lo seguimos y tras bajar por una pequeña chimenea vertical situada bajo una encina, llegamos hasta la verja de otra cueva con pinturas rupestres, que no llegamos a distinguir. Estamos justo por encima de otras cuevas por las que pasaremos más adelante. Volvemos siguiendo nuestros pasos hasta el anterior hito en el que nos habíamos separado del camino.

1.05 Faja. Seguimos caminando en dirección sur por una estrecha faja hasta llegar al borde de la muralla donde encontramos un resalte. Destrepamos este escalón por la zona más evidente.

1.15 Giro. Llegamos ahora a una faja mucho más amplia en la que tenemos que girar 180 grados a nuestra izquierda y seguir un sendero que avanza más o menos horizontalmente en dirección norte.

1.25 Sirga. Después de caminar por una zona de matorral y boj llegamos a un balcón rocoso. Lo atravesamos horizontalmente y vemos que en el otro extremo hay una vieja sirga a modo de pasamanos. Ayudados por ella, giramos al final del balcón junto a una encina. Sin soltar la sirga pasamos un tramo de unos 15 metros, fácil pero aéreo, hasta llegar un curioso agujero en la roca.
Nos encontramos en este momento en un amplio abrigo rocoso situado justo bajo la vertical de la cueva con pinturas a la que nos hemos asomado anteriormente. Podemos visitar sin dificultad una cueva que queda unos metros más arriba.

1.30 Espolones. Pasamos por encima de un gran árbol caído y a continuación descendemos por una zona con mucha vegetación durante unos pocos metros. En seguida giramos a nuestra derecha y pasamos un espolón rocoso fácil pero muy aéreo. Al otro lado aparece una gran oquedad colgada. La recorremos hasta su extremo inferior derecho, donde cruzamos un nuevo y aéreo espolón. Ahora hemos llegado a una cueva con un posadero de lechuzas en su cúpula. Bajamos de ella por unos escalones tallados en la roca.

1.45 Cuevas del Gallinero. Si tomamos un sendero a la derecha podemos acceder a los abrigos de Gallinero, que contienen más pinturas rupestres protegidas por verjas. Atención porque la estabilidad de las escaleras que suben a ellas es más que dudosa. Regresamos por el mismo sendero.

2.00 Vero. Descendemos por un camino hasta el cauce del Vero. Remontamos el río por un sendero que lo va cruzando de una orilla a otra hasta llegar al molino de Lecina.

2.15 Puente. Desde el molino tomamos el sendero que sube zigzagueando y luego baja hasta el puente que cruza el río Vero al inicio del cañón.

2.25 Aparcamiento La Portiacha. Cruzamos por el puente y en lugar de seguir los caminos que suben al aparcamiento del Vero, nosotros tomamos un sendero que asciende paralelo al Vero, en dirección sur, por la vertiente opuesta a la que veníamos. Entre bojes y pinos llegamos al aparcamiento del barranco de la Portiacha visible desde lejos. 

2.40 Barranco La Portiacha. Cruzamos la amplia explanada del aparcamiento y descendemos unos metros hasta llegar a la cabecera del barranco de la Portiacha.
Se trata de uno de los barrancos secos más bellos de Guara. Consta de tres rápeles: el primero de ellos de 30 metros, la mayor parte volados; a continuación otro rápel de 8 metros y para finalizar un tercero de 35 metros (fraccionable 30+5), cuyos primeros 30 metros también son volados. Los dos grandes rápeles permiten descolgarse por unas semicuevas de tonos anaranjados muy espectaculares.

4.20 Vero. Salimos del barranco por un sendero que enseguida nos deposita nuevamente en el lecho del río Vero. Continuamos por el camino ya conocido hasta el molino de Lecina y el puente del Vero.

4.40 Camino de Lecina. Sin cruzar el puente ni el río caminamos por un sendero junto a la orilla que enseguida se separa del cauce para ascender hasta Lecina. 

5.00 Llegada a Lecina.

Bibliografía:
E. Salamero Parque de la Sierra y los cañones de Guara. 22 Itinerarios, Prames, 1997.
E. Salamero Sierras de piedra y agua. Parque de la Sierra y Cañones de Guara, Camping Mascún, 2002

Galería de fotos:
http://www.madteam.net/fotografia/galeria.php/832

Teresa & Txem
 

 
Enviar a tus amigos      Versión para impresión

Comentarios
Enviado por Jordax el viernes 6 de julio de 2007

“Esta bonita excursión quise hacerla en este sentido, visite Barfaluy (decepcionantes, las pinturas estan lejos y la guia no nos dejó entrar) y a la vuelta localice el vallón con un trapo en una encina. visite la cueva inferior pero no pude localizar el paso en la parte superior. Mi consejo: desde Lecina bajar por rapeles el Basender, seguir el Vero y donde se ha de cruzar el rio, remontar una senda a la derecha, hacia una cueva grande de frente, que se sube por unos escalones resbaladizos tallados en la roca (a la izquierda, sin subir a esta cueva, se pueden visitar las escaleras y cuevas del gallinero) desde la 1ª cueva buscar a la derecha un paso que flanquea los espolones de 2 cuevas(montar pasamanos si hay novatos, caida de 20 mt.), remontar una canal y al darnos la vuelta veremos la prodigiosa ventana por la que hemos de pasar, un cable aguantado con clavos de carpintero nos indica el camino, la subida al escalón superior es facil, alli podemos coger un camino descendente que nos lleva a una cueva sin salida o a la izquierda por un flanqueo salir al camino Bafaluy-Lecina, tambien podemos empezar por el Portiacha y acabar en el Basender o Basender-Portiacha-ferrata a Lecina, jornada completa, aunque deberemos cargar con cuerdas largas. La sensación de pertenecer a un clan prehistorico nos acompañará en estas increibles repisas escondidas.”
Enviado por Dioni Serrano el viernes 17 de abril de 2009

“Necesito contactar con el autor de las fotos de la descripción del sendero a los abirgos de Barfaluy. Gracias”
Añadir nuevo comentario

Usuario de Madteam.net No usuario




Vista Previa

 
 
 
 
 


Contactar con Administrador Madteam.net (David Oliveras) (este NO es el contacto del club exc. madteam)


© David Oliveras 1997 - 2018Licencia de Creative Commons | Nota Legal | Política de cookies | BLOG
 
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para asegurarte una mejor experiencia. Al usar nuestro servicio, aceptas el uso de las mismas. Pulsa para ver más información sobre las cookies